El retrato escenificado

La Escola de Fotografía de la Universidad Politécnica de Catalunya me había invitado a impartir un taller de iluminación aplicado al retrato escénico, o sea, en el contexto de un decorado. Se trataba de entender la importancia de un espacio escénico como apoyo al carácter que se le quisiese dar a un retrato.

Damero y Arlequin © Marcelo isarrualde

Había que elaborar un retrato no solamente en torno a un decorado sino con una iluminación adecuada al mismo y una caracterización del personaje. Me pareció interesante realizar una fotografía sobre la idea de la perspectiva lineal. La fotografía obedece a sus leyes y resultaba divertido falsear la perspectiva. No era una idea nueva, Vincenzo Scamozzi ya la había desarrollado en el Teatro Olímpico de Vicenza, obra de Andrea Paladio al montar – sobre el escenario y detrás del proscenio – la espectacular perspectiva de las cinco vías de Tebas.

Teatro Olimpico Vicenza ©  Marco Ferrari

Maurits Cornelis Escher en el siglo XX jugó también con la perspectiva y la ilusión óptica, al igual que los futuristas como Tullio Crali con las perspectivas de vértigo que exaltan la velocidad y el movimiento. Mas recientemente, el edificio Turning Torso de Santiago Calatrava en Malmö, Suecia, se torsiona 90 grados desde la base a la cima, configurando un aspecto casi irreal.

Escher Escaleras © Escher

Tullio Crali Incuneandosi nell’abitato  © Tullio Crali

Turning Torso / Santiago Calatrava  ©  Marcelo Isarrualde

La idea era crear un espacio indefinido y un vestuario del personaje que se confundiese con el decorado, que actuase como un camuflaje y así pasar mas o menos desapercibido a la mirada. En fin, crear un juego visual a partir de la idea del retrato como descripción de la figura o carácter de una persona o personaje.

La perspectiva

Empecemos por la idea de la perspectiva lineal como simulación de lo visible que – ordenada matemáticamente – permite figurar el efecto volumétrico de los objetos sobre una superficie plana, o sea, de dos dimensiones.

Two point perspective  © Big Dog Sleeping

Siempre me gustó que el damero de ajedrez fuese un recurso recurrente para entender la perspectiva. Todos sabemos que la trama es de celdillas cuadradas, blancas y negras, alternadas. Por ello pensé que el decorado debía tener un dibujo reconocible y … ¡ que mejor que un triedro pintado como un tablero de ajedrez !

Triedro

Ahora bien … ¿ y como se vería el cubo pequeño en un triedro dibujado como un tablero de ajedrez si a él también lo pintásemos como a un tablero ? El efecto óptico sería perturbador por lo que os pongo el siguiente ejemplo que es mas divertido y nos descansa algo más la vista.

Triedro y calzado arlequin

Solo faltaba falsear la perspectiva …

Triedros

El decorado entonces se construyó no con tres planos formados por tres cuadrados, sino … ¡ formado por dos trapecios y un rombo !

Dameros © Marcelo Isarrualde Triedros © Marcelo Isarrualde

¿ Y el traje ? Un óleo de Paul Cezanne me recordó el traje de Arlequín y con ello el problema del vestuario estaba resuelto.

Cezanne Harlequin  Arlequin by Paul Cezanne

La iluminación

Era necesario que no hubiese sombras para confundir aún mas el apoyo del sujeto en el decorado. Para ello se utilizaron tres ventanas grandes de Hensel, la mayor colocada por encima del decorado y las otras dos a cada lado de la cámara, todas con igual intensidad.

Damero y Arlequin © Marcelo Isarrualde

Damero y Arlequin © Marcelo Isarrualde

Solo quedaba por resolver el “acting” del personaje … ¡ y disparar la foto !

Jordi Vidal © Jordi Vidal

El soporte fotosensible

Se utilizó una cámara Hasselblad con un gran angular extremo para exagerar aún más la perspectiva y también una bonita Nikon F2A con un objetivo de 24 mm, ambas con película EPP100 de Kodak. Las tomas con la Hasselblad se revelaron con un “proceso cruzado” como si fuese una película negativa, con quimicos C-41. De este modo el contraste de tonos se hizo mayor generando una imagen negativa sobre una base incolora. Hoy día ésta técnica se ha convertido en un sinónimo del movimiento de la Lomografía, inspirado en otra joya analógica como lo es la Cosina CX-1. La EPP con la que se disparó la Nikon se reveló con el proceso standard E-6 para diapositivas color.

Damero y Arlequin © Marcelo Isarrualde

Damero y Arlequin © Marcelo Isarrualde

Hoy día puede simularse el proceso cruzado empleado mediante la manipulación del contraste, el brillo, la saturación y las curvas en Photoshop, pero no tendrán el carácter impredecible de las imágenes de los procesos cruzados tradicionales.

Esquema de iluminación © Marcelo Isarrualde  Esquema de iluminación

El retrato escenificado.pdf

Prohibida toda reproducción parcial o total sin el consentimiento por escrito del autor.

Reservados todos los derechos @ Marcelo Isarrualde

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *